EREDA finaliza la primera etapa de su proyecto híbrido eólico-solar en Kazajistan.

Durante esta primera etapa se han llevado a cabo trabajos de modelización mesoscalar y simulación de recurso eólico y solar en el emplazamiento. Se ha diseñado una planta híbrida eólico-solar de 21 MW que se ajusta a los patrones de consumo del comprador de la energía, se han estimado CAPEX y OPEX, y se he llevado a cabo el estudio de viabilidad. Como resultado de este estudio se han obtenido valores interesantes de coste de energía que con casi toda probabilidad permitirán continuar adelante con las siguientes etapas del proyecto.



Ver más noticias >>